Google+

13 de diciembre de 2011

Cuello azul

Mi amigo Fernando se vuelve a Madrid a vivir, y yo le había prometido que le haría una bufanda de ganchillo antes de que se fuera. Pero con todo lo que tengo empezado, no me había dado tiempo a ponerme con ello. Hasta que, de repente, el jueves de la semana pasada me invitaron a su fiesta de despedida ¡el sábado!

No podía dejar que se fuera sin su regalo, así que encontré un ovillo que me había sobrado de la chaqueta de punto que os enseñé y me puse a ello. Tenía que ser algo rápido y sencillo, que no tenía mucho tiempo. La verdad es que al final quedó muy bien. Y quedó calentito y muy gustoso.



Y a Fernando le encantó, que eso era al final lo importante ¿no?

5 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...